CUANDO CADA BRAZADA CUENTA

CUANDO CADA BRAZADA CUENTA

Hace algunos años aprendí a nadar, cuando mi esposo (que en aquel entonces era mi entrenador deportivo) me infundió suficiente confianza como para abandonar mis temores e intentarlo, después de algunas semanas, para mi grata sorpresa finalmente fui dominando cada parte de la técnica hasta que pude nadar y cruzar la piscina sin detenerme o sujetarme del borde, para mi lo más importante de aprender a nadar es que fui capaz de vencer los miedos, al ser bajita y no llegar al fondo de la piscina ni en el área mas baja tenía mucha desconfianza del agua. Y al reflexionar sobre esto reconozco que en la vida hay muchas cosas que nos dan miedo, el miedo siempre nos roba las bendiciones del progreso, el miedo nos debilita aunque seamos fuertes, el miedo empaña oportunidades grandiosas, el miedo dice NO donde en realidad la respuesta es SI.

Mi esposo no solo fue mi instructor, en sus años mozos fue atleta del equipo nacional de natación de Cuba durante 4 años y representó a su país en múltiples eventos deportivos a nivel nacional e internacional, y como es de esperarse siempre me ha hablado maravillas de la natación y de sus incontables beneficios físicos. Siguiendo sus consejos este año decidí adoptar un deporte como disciplina, ya en sí un gran logro!😉, así que desde hace un mes empecé a nadar. La primera semana apenas nadé 250metros y al día siguiente amanecí con el cuerpo tan adolorido que en realidad me hizo pensar si de verdad valía la pena el esfuerzo, la flojera y la comodidad estaban gritando desde su rincón! Sin embargo, me determiné a seguir, sobretodo cuando leí que una persona puede quemar hasta 900 calorías en una hora de nado continuo! Así que con esa premisa en mente y con muchos más ánimos la siguiente semana nadé 800 metros!!

No sé si quemé las 900 calorías pero la sensación de éxito fue única!! La siguiente semana, me puse como meta llegar a los 1000 metros pero cuando iba por 18 piscinas (una piscina equivale a 25 metros) ya me sentía cansada y pensaba que tal vez para superar mi record de la semana anterior me faltaba poco… sin embargo aún me faltaban 22… no llevaba ni la mitad!! Miré con frustración a mi esposo quien nadaba alegremente en otra línea sus series de 100 metros combinados (100 metros combinados equivalen a 25metros de cada estilo, mariposa-espalda-pecho-libre) y yo? a punto de darme por vencida…

Pensé en las calorías quemadas para darme ánimo, jejejeje, y de pronto pensé que aunque el resultado no es inmediato mi cuerpo internamente está siendo afectado, hay cambios produciéndose, cambios que no puedo ver pero que están modificando estilos, patrones y volviéndose mejor… pensé en la FE y en la ORACIÓN disciplinas que son intangibles pero que están impactando mi crecimiento y mi relación con mi Papi Celestial, disciplinas que están produciendo cambios internos y me hacen más fuerte. No pude darme por vencida, entendí lo importante, crucial e imprescindible que era orar y mantener la fe a pesar del cansancio… a pesar de las circunstancias, a pesar de que tirar la toalla a veces sea la opción más fácil… pero quién dijo miedo?? Me lancé a las aguas otra vez, nadé y nadé hasta lograr la meta… y para llegar a los 1000metros cada brazada fue importante, cada esfuerzo tuvo su valor, su recompensa!!!!

“No te estoy diciendo que será fácil… pero valdrá la pena!”

Algunos resultados toman su tiempo en ser notados y obvios, mientras tanto debemos tener la certeza de que algo está ocurriendo aunque no lo podamos ver o palpar… eso es Fe! (Hebreos 11:1) No desistas de tus sueños, las cosas que realmente valen la pena en la vida toman tiempo, esfuerzo, dedicación y mucho amor.

Abrazos y ánimo!

akc🙂

(Foto: Andreina Pinto – Atleta Venezolana)

This entry was posted in Consejos Utiles, Mensajes / Messages, Mis Articulos / My Articles, Palabra de Vida / Word of Life and tagged , , , , , , , , , . Bookmark the permalink.

6 Responses to CUANDO CADA BRAZADA CUENTA

  1. edgar says:

    Que buena lectura, y asi es en todos los aspectos de la vida, por eso dicen que Dios concede la Victoria a la Constancia, al que persevera… Feliz semana

  2. Anali says:

    Definitivamente excelente reflexión… Gracias por aprender y transmitirlo…. besos

  3. Melba says:

    Así es Kari,
    No hay que darnos por vencidas en la palabra de Dios dice que somos mas que vencedores que nos dio un espíritu de valentía y eso hay que llevarlo tatuado en nuestro corazón. Por ahí escuche que Todas las cosas son posibles solo cuestan un poco mas de trabajo.
    Eres de inspiración para mi, felicidades por tus logros y te animo a que sigas adelante! Bendiciones

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s